En la operación militar ocurrida en septiembre pasado contra el jefe del Eln, alias “Fabián”, fallecieron cuatro menores de edad. El Gobierno dice que fue una operación legítima y que se debería criticar a los grupos armados que reclutan a niños y niñas para actividades criminales.

Cuatro adolescentes entre 13 y 17 años murieron en un bombardeo militar en Chocó, en el que el objetivo era alias Fabián, jefe del frente Occidental del Eln. “Aquí se desarrolló una operación legítima en contra de una estructura que buscaba crear el frente Central para expandirse. La crítica debe ser a quienes reclutan a menores de edad para utilizarlos en actividades criminales”, señaló el ministro de Defensa, Diego Molano, luego de que el senador Iván Cepeda denunciara las edades de las víctimas del operativo, pues a pesar de que el Gobierno presentó la muerte del jefe guerrillero como “un duro golpe” contra su estructura, no explicó que en el hecho murieron menores de 18 años.

(En contexto: Vuelve y juega: en bombardeo al Eln en Chocó murieron cuatro menores de edad)

Ya en marzo de este año, Molano tuvo que salir a dar explicaciones por un bombardeo en Guaviare al campamento del jefe disidente de las extintas Farc Gentil Duarte, en el que también murieron niños. En su momento, explicó que los niños y niñas reclutados por grupos armados terminaban convertidos en “máquinas de guerra”, y lo sucedido le valió una moción de censura que, semanas después, se hundió en el Congreso. El caso recuerda la situación que llevó a la renuncia del primer ministro de Defensa del gobierno Duque, Guillermo Botero: el bombardeo en agosto de 2019 al campamento del disidente de las Farc Gildardo Cucho, en el que murieron ocho menores de edad.

En este nuevo episodio, el bombardeo ocurrió en el municipio chocoano de Litoral de San Juan, donde, desde el pasado 16 de septiembre, la Fuerza Pública comenzó la Operación Samuel. Sobre ella, el ministro del Interior, Daniel Palacios, dijo que se trató de una “operación quirúrgica”, en la que fallecieron ocho personas en el lugar y que 10 días más tarde fue encontrado cerca del lugar y malherido el mayor objetivo: Fabián. Lo condujeron a un centro médico en Cali, donde falleció. A esta misma ciudad llegaron los demás cuerpos para que Medicina Legal realizara las necropsias. El senador Cepeda le preguntó a la entidad por la edad y sexo de las víctimas mortales y fue entonces que recibió la confirmación de que murieron menores de edad.